Porcino

El sector porcino ibérico ha mantenido una gran estabilidad desde el punto de vista económico, comercial y sanitario durante este año 2019, que causa buenas expectativas para los productores, industriales y distribuidores. En definitiva, el sector está animado y creciendo, ayudado también por la contención de los precios la alimentación.

El censo de cerdo ibérico de Extremadura representa el 4,9% del censo total nacional, del cual el 5,4% corresponde con cerdos destinados a cebo, el 6,5% a cerdas reproductoras y el 2,7% a lechones.

El censo total de porcino en 2019 ha aumentado en todas las categorías productivas con respecto al año anterior a nivel nacional, disminuyendo únicamente la cantidad de lechones. A nivel autonómico, las categorías de cebo y de reproductoras continúan con la tendencia de ascenso de los últimos años, pero es en lechones en donde se encuentra una disminución más pronunciada con respecto al año anterior (-52,3%).

Teniendo en cuenta el número de animales certificados por las entidades de inspección en las explotaciones en función de sus categorías por su alimentación, Extremadura se sitúa como la primera región productora de cerdos ibéricos con el 32,6%, seguida de Castilla y León con el 32,1% y de Andalucía con el 16,2%.